sábado, 20 de febrero de 2016

LA PROPIEDAD PRIVADA. UNA MENTIRA INSOSTENIBLE



De Jmos - Trabajo propio, Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=4780285



Ya nos mintieron otras  veces

Hasta el siglo XIX la posesión de personas era algo bastante aceptado y generalizado. Hoy en día existen casos de esclavitud, tráfico y explotación de seres humanos, aunque en la actualidad tienen consideración de crímenes contra los derechos humanos.

De la misma manera que es ilegítimo poseer a un ser humano, algunas propiedades privadas deberían tener idéntico tratamiento. Bienes materiales como el alimento, el agua o el acceso al conocimiento son tan esenciales para la supervivencia que no merecen cuantificación económica alguna y a medida que la lista de cosas exentas de la posibilidad de ser acaparadas fuera creciendo, el capitalismo y la desigualdad social irían menguando de manera proporcional. Es decir, es legítimo comer, beber, saber, sanar y vestir, por ejemplo, pero no lo es el hecho de evitar que otras personas puedan hacerlo mediante la posesión y acumulación de excedentes o bienes sobrantes.


El capitalismo quiere que paguemos por existir


En España ya existe algo que raya la locura, un impuesto al sol, ¿A qué clase de psicópata se le puede ocurrir algo así? ¿Qué será lo siguiente? ¿Un impuesto al aire, al viento o a la lluvia?

En un futuro, si es que el sistema financiero permite que haya uno, el ser humano tomará conciencia de estas cuestiones y entenderemos la edad capitalista actual como otro capítulo vergonzante de nuestra historia.


El sentimiento de propiedad impreso desde la más tierna infancia



Propellerads

2 comentarios:

  1. En algunos estados de EEUU hay un impuesto a la lluvia y esta prohibido recogerla.

    ResponderEliminar
  2. http://www.elcomercio.es/sociedad/sucesos/201504/15/carcel-eeuu-recoger-agua-20150415105017.html

    ResponderEliminar